¿Qué es el cloud privado?


Un modelo de cloud privado, también conocido como «private cloud», cloud corporativo o cloud interno, es aquel en el que todos los recursos cloud están dedicados a un único usuario o «tenant». Esta solución ofrece algunas de las ventajas, aunque no todas, de las configuraciones clásicas de cloud público, como el acceso compartido a recursos informáticos escalables, elasticidad con respecto a las cargas de trabajo y automatización de tareas clave.

La principal ventaja de las infraestructuras de cloud privado es que se adaptan a las necesidades específicas de las empresas proporcionando un mayor control sobre los recursos, ya que el acceso a los entornos de cloud privado está restringido a un determinado número de usuarios. También permite cumplir con los requisitos de privacidad o conformidad de muchos proyectos, algo especialmente útil para aquellas empresas que manejan datos sensibles, como cuentas de clientes en el sector financiero o registros de pacientes en los organismos de salud.

Hosted Private Cloud de OVHcloud

¿En qué consiste el cloud privado?

Pero ¿qué es exactamente el cloud privado? Se define como un entorno «single-tenant» en el que los recursos de cálculo se asignan en exclusiva a cada «tenant» o usuario. Dicho de otra manera, estos recursos son específicos de la empresa o la entidad que los utilizan, a diferencia del cloud público, en el que los recursos se comparten entre varios usuarios. Además, estos recursos dedicados pueden gestionarse y alojarse a través de diferentes modelos.

Estos modelos incluyen un cloud privado alojado, suministrado por un tercero, en un datacenter externo; en las propias instalaciones del cliente utilizando algunos de sus propios recursos informáticos, o incluso desplegado en una infraestructura del proveedor de cloud. Normalmente, las infraestructuras de cloud privado utilizan la tecnología de virtualización para agrupar los recursos de hardware físico en un pool compartido con acceso de usuario aislado.

¿Por qué utilizar un cloud privado?

Los clientes suelen elegir infraestructuras de cloud privado porque ofrecen los mismos niveles de seguridad y control que una configuración informática «on-premises», pero con la tranquilidad de que el acceso está exclusivamente limitado a los usuarios autorizados. Esto puede resultar especialmente interesante para empresas que manejan datos sensibles, como entidades bancarias y financieras, instituciones gubernamentales, organismos de salud o cualquier empresa que necesite cumplir con estrictos requisitos en materia de privacidad de datos y regulación.

En general, las nubes privadas se despliegan con un firewall, aumentando la eficiencia de la red y ofreciendo un rendimiento superior. Además, estas infraestructuras de «private cloud» también ofrecen un rendimiento más predecible para las cargas de trabajo que un cloud público, ya que no se comparte el ancho de banda ni el hardware. Asimismo, a diferencia de las nubes públicas, en las que el coste va ligado al uso mensual (e impredecible) de los recursos y del almacenamiento, las nubes privadas tienen un coste mensual predecible, independientemente del número de cargas de trabajo en funcionamiento o de la cantidad de datos transferidos.

Por último, las infraestructuras de cloud privado ofrecen un elevado nivel de personalización y permiten conseguir un mayor ahorro a largo plazo en comparación con los costes impredecibles asociados a la facturación mensual por consumo. Al utilizar un servicio de nube privada alojada, las empresas pueden reducir su inversión en hardware, ya que el uso de los equipos se asemeja al de un modelo de alquiler con la última tecnología.

Ventajas del cloud privado

Icons/concept/Cloud/Cloud Eye Created with Sketch.

Control

Las soluciones de cloud privado suelen alojarse en entornos privados, por lo que los usuarios tienen un mayor control sobre sus datos, aplicaciones e infraestructura en general, y pueden disfrutar de recursos bajo demanda. Esto permite soportar grandes cargas de trabajo y añadir más potencia de cálculo cuando sea necesario, de forma flexible. Asimismo, este modelo favorece un mejor aprovechamiento de los recursos gracias a la virtualización, de tal manera que es posible mover las cargas de trabajo a servidores infrautilizados para un uso optimizado de los recursos.

Icons/concept/Spanner Created with Sketch.

Personalización

Las infraestructuras de cloud privado, al estar diseñadas para una empresa específica y utilizar su propio hardware dedicado, permiten un alto nivel de personalización sin las restricciones del cloud público. Esto se aplica al diseño y la configuración de la infraestructura, la gestión de los recursos y la definición de las funciones de almacenamiento y red. El alojamiento en nube privada también permite que las empresas elijan entre un datacenter de cloud privado alojado o servidores dedicados bare metal con recursos totalmente escalables.

Precio

El cloud privado le ayudará a reducir el coste total de propiedad en comparación con la configuración de un cloud público, cuyo coste depende del uso del servicio (al aumentar la carga de trabajo y el consumo también aumentan los costes). Según un , el 41 % de los usuarios consiguieron reducir sus gastos generales de cloud gracias a una infraestructura de nube privada, en comparación con un modelo de nube pública. Asimismo, el estudio también apuntaba al motivo de este ahorro: una gestión más eficaz gracias a herramientas de planificación de la capacidad y automatizaciones que permitían obtener una reducción considerable de los costes.

Icons/concept/Cloud/Cloud Padlock Created with Sketch.

Seguridad

Las infraestructuras de cloud privado permite ejercer un mayor control sobre la seguridad, ya que los servidores y las bases de datos no se comparten con otros usuarios. Este enfoque permite que las empresas definan sus propios protocolos de seguridad y dispongan de mejores garantías frente a posibles fallos de seguridad. Además, el alojamiento en nube privada suele ser un elemento importante en los planes de recuperación ante desastres. Las empresas de hosting suelen ofrecer soporte para failover a través de datacenters geográficamente distantes. El «uptime» o tiempo de funcionamiento garantizado y la alta disponibilidad, así como las prestaciones en materia de seguridad, son otras de sus ventajas.

Icons/concept/padlock/padlock Closed Created with Sketch.

Conformidad

En la era de las leyes sobre la privacidad de los datos, como el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) europeo, y teniendo en cuenta la imposibilidad de enviar datos de salud y financieros sensibles más allá de determinadas fronteras, la conformidad reglamentaria es un requisito clave para cualquier empresa. Las infraestructuras de cloud privado proporcionan a las empresas un mayor control sobre sus datos sensibles y garantizan su privacidad al alojarlos en una infraestructura privada propia o alquilada. Esto también permite simplificar los mecanismos de retención de datos y los controles de acceso.

Cloud privado o cloud público

Los proveedores de cloud ofrecen soluciones de cloud público en entornos «multitenant» en vez de «single-tenant», en los que varios usuarios comparten los mismos recursos. El proveedor se encarga de administrar y realizar el mantenimiento de todas las infraestructuras y recursos de cálculo del cloud público, que se distribuyen entre cientos o incluso miles de usuarios. Así pues, en este tipo de solución los usuarios no disponen del control ni de la seguridad inherentes al cloud privado.

Asimismo, la nube pública funciona mediante un modelo de pago por consumo, una opción muy interesante para empresas pequeñas que necesitan acceso a un gran volumen de recursos informáticos. Por su parte, el cloud privado alojado proporciona mejores prestaciones en términos de velocidad y flexibilidad en comparación con un cloud privado «on-premises», ofreciendo servicios como la virtualización y la contenerización, así como un elevado nivel de seguridad. Además, el proveedor del servicio se encarga de aspectos relacionados con la seguridad que, de otro modo, deberían ser gestionados por el usuario.

Cloud privado o cloud híbrido

El cloud híbrido, una combinación de nube pública y privada, ofrece al usuario lo mejor de los dos universos con un alto nivel de flexibilidad. Sin embargo, este modelo requiere que la empresa utilice herramientas para gestionar y orquestar las interconexiones y comunicaciones entre las cargas de trabajo en ambos entornos informáticos. Se trata de un requisito fundamental para alcanzar los objetivos de rendimiento de la empresa y mantener los costes bajo control, transfiriendo las cargas de trabajo entre ambos clouds a medida que las necesidades de la empresa crecen.

Asimismo, este enfoque resulta útil cuando se necesita aislar datos sensibles por motivos de privacidad y conformidad o cuando las empresas deben gestionar cargas de trabajo dinámicas. La integración de estos dos entornos puede ofrece numerosas ventajas, ya que los recursos se pueden reasignar a cualquiera de los dos entornos cuando cambian las necesidades informáticas o los objetivos aplicativos y de rendimiento. El procesamiento de big data también es especialmente adecuado para el cloud híbrido, ya que, con el cloud público, las empresas pueden aumentar los requisitos en materia de cálculo y almacenamiento cloud bajo demanda para procesar datos anonimizados y utilizar los recursos de cloud privado para garantizar la protección de los datos críticos.

En OVHcloud ofrecemos a nuestros clientes control total sobre la ubicación de sus datos, permitiéndoles en todo momento controlar los costes asociados. Por último, nuestras soluciones permiten escalar los recursos en diferentes configuraciones «on-premises», en espacios totalmente aislados de nuestros datacenters, así como establecer conexiones dedicadas con otras nubes públicas.

Tipos de cloud privado

Cloud privado alojado

Un cloud privado administrado es una forma de cloud privado alojado en la que la infraestructura cloud se aloja exclusivamente en servidores privados cloud y no «on-premises». Normalmente, en este modelo el proveedor se encarga del mantenimiento y la gestión de la infraestructura y puede proporcionar recursos flexibles de cálculo y almacenamiento bajo demanda, facilitando así la creación de entornos virtualizados privados en la nube con una mayor disponibilidad para aplicaciones críticas.

OVHcloud le ofrece una plataforma cloud virtualizada VMware con todos los recursos que necesita. Asimismo, dispondrá del control necesario para proteger y tratar datos sensibles y críticos en su propia infraestructura privada dedicada con una disponibilidad del 99,9 %.

Cloud privado virtual

En las infraestructuras de cloud privado virtual los recursos cloud se alojan en una infraestructura de cloud público «multitenant». En este modelo, se recurre a la tecnología de virtualización para simular una configuración de nube privada, separando las cargas de trabajo en compartimentos virtuales aislados, pero alojados en recursos de hardware compartidos con otros usuarios. Aunque técnicamente se trata de un entorno compartido, esta separación es privada y ofrece un nivel de alta seguridad similar al de un cloud privado, así como capacidades de recursos escalables y bajo demanda similares a las del cloud público.

Servicios cloud

En los entornos de cloud privado, público e híbrido, los usuarios pueden elegir entre diferentes combinaciones de servicios, como Software-as-a-Service (SaaS), que ofrece software sin mantenimiento a través de internet, Platform-as-a-Service (PaaS), que proporciona recursos de hardware y software, o Infrastructure-as-a-Service (IaaS) para disfrutar de servicios de servidores, almacenamiento y red.

Almacenamiento en cloud privado

El almacenamiento en nube privada utiliza un modelo de cloud computing para ofrecer recursos de almacenamiento virtualizados flexibles y escalables de nivel empresarial. Así pues, este servicio de almacenamiento está dedicado a una única empresa y a sus colaboradores externos autorizados. Puede implementarse en infraestructuras «on-premises» o en equipos alojados en el datacenter de un proveedor tercero.

OVHcloud ofrece diversas soluciones de almacenamiento cloud adaptadas, incluyendo el almacenamiento de bloques, objetos o archivos. Asimismo, le ayudamos a adaptarse a cualquier limitación relacionada con el uso y el tratamiento de sus datos: nuestros expertos están a su disposición para ayudarle a almacenar y proteger todos sus datos sensibles.

OVHcloud y el cloud privado

OVHcloud, proveedor líder de servicios de cloud en Europa, ofrece un amplio abanico de servicios de cloud privado. Disfrute de una infraestructura alojada en menos de una hora y lance su transformación digital con nuestras soluciones Hosted Private Cloud. Asimismo, ponemos a su disposición un amplio abanico de soluciones virtualizadas y contenerizadas con recursos bajo demanda, incluyendo capacidad de cálculo adicional para gestionar los picos de carga.

Nuestra infraestructura de cloud privado le permite ofrecer una respuesta adaptada a sus necesidades más exigentes en materia de seguridad. Asimismo, contamos con la certificación SecNumCloud, el nivel más alto de seguridad para garantizar un alojamiento totalmente seguro de sus datos sensibles y críticos.

Por último, también puede conectar su cloud privado con entornos multicloud desde su datacenter «on-premises», así como con otros proveedores de cloud público. Asimismo, podrá establecer conexiones seguras entre la solución Hosted Private Cloud y nuestras soluciones Public Cloud y los servidores Bare Metal, permitiéndole disfrutar de lo mejor de todos los universos.